dimecres, 23 de març de 2011

AÑORANZAS



Ante nada quiero aclarar que no me arrepiento de la decisión que hace tiempo tomé, tengo un espíritu aventurero que necesita salir, conocer, si no hubiera dado este paso, lo hubiera lamentado por el resto de mi vida. Es sólo que yo pertenezco al escaso 5 por ciento de inmigrantes que quiere regresar a su tierra, nunca pensé que el hecho de alejarme de todos, especialmente de mi hijo, sería tan duro para mí, me creía valiente, pero creo no lo soy, no sé, son tantas cosas que no puedo explicar, sólo sé que muchas veces la nostalgia viene a juntarse con la tristeza, la soledad y la pena vienen a hacerte compañía, es en esos momentos que de muy dentro mío, salen cosas como ésta:


Algunas noches, cuando intento dormir y mis pensamientos me atrapan, alguna lágrima intrusa rueda por mis mejillas.
Entonces me pregunto: ¿valió la pena todo esto?....¿valió la pena alejarme de todos y de todo?, y los envidio a todos Uds. por tener cerca lo que más quieren: a sus hijos, a sus Padres, a su familia, a sus amigos, a su tierra.
No pierdas el tiempo en cosas vanas, disfruta el tiempo junto a los tuyos, acaricia a tus hijos, diles cuánto los quieres, abraza a tu esposo (a), ayuda a caminar a tus Padres, comparte con tus amigos. Esta vida es sólo una, vívela intensamente, ayuda a los que más necesiten, disfruta de esta vida maravillosa; hazlo ahora, no lo hagas mañana, quizá luego sea tarde.
Vive amigo vive, aprovecha tú que puedes; desde luego yo, está claro que no puedo.
Cuando salí de Ecuador, dejé allá mis sueños, mis ilusiones, se quedó allá mi espíritu, mi alma.
Mi cuerpo deambula por las calles de Barcelona, mi mente separada de mi cuerpo, vaga por recuerdos y sitios lejanos.
Oigo la voz de un niño, y en élla escucho la voz de mi hijo que me llama.
Extraño todo y a todos. Añoro todo lo que era, todo lo que tenía, todo lo que hacía.
Sueño todos los días con el regreso, sueño con regresar con mi gente, sueño con regresar a mi tierra; esa linda tierra que me vio nacer, que me vio crecer y de la que nunca debí haber salido.

Con aprecio.

Carlos Elizalde sánchez.

5 comentaris:

  1. si no hubieras salido de allí yo no te hubiera conocido.... desde el egoísmo, gracias por haberte arriesgado, gracias por haberte conocido.
    t'estimeeeeeeee!!!!!!!!!

    ResponElimina
  2. me has despistado con tu "no me arrepiento" y con tu "arrepentimiento"..... pero tu sentir y tu historia, no sé por qué me resulta muuuuy familiar....

    esto recién es el comienzo company!!!!!!!
    un abrazote!!!!

    ResponElimina
  3. Anabell guapa, gracias por tus palabras, tienes una poetiza escondida muy dentro de ti.

    ResponElimina